El valor de un ser humano se encuentra en la capacidad de extenderse uno mismo, salir de uno mismo, existir en y para otras personas.
Milan Kundera

Hoy seré más breve que de costumbre. Como nuestra existencia. Qué nos parece algo efímero. O como nuestra felicidad, que cuando la estamos experimentando no somos casi conscientes de ella.

Funcionamos en base a contrarios. Sabemos qué es frío, en contraposición al calor. Descubrimos el peso en base a la levedad de cuando nos lo quitan. Sabemos que hay un lado, porque intuimos el otro. Tendemos a sentir que, como en las pilas, hay un lado positivo y otro negativo. La existencia sería ese lado positivo, y la muerte el negativo. El que nos susurra: “ahora estás aquí. En un rato… Quién sabe?” Pero la existencia es todo eso que pasa mientras la energía corre dentro de nosotros. Llevamos en nosotros esa capacidad de ser “pila” y de recorrer los polos de nuestra experiencia.

Ahora estoy aquí. Y he venido a ser no siendo. Porque quiero ensanchar tanto que mis límites, salirme tanto de mí… Quiero que el mundo y la belleza recorran mis venas y fusionarme con ese todo. Qué mi existencia sea sentir la energía completa de la Vida. Formar parte de ese fluir del que nos habló en su día Heráclito. Saberme viva y Vida.

 

Fotografía: Artista desconocido

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.