Hace poquito alguien conocido me prestó uno de sus libros y tardé poco en empezar a leerlo porque me llamaba muchísimo la atención. Todo él estaba lleno de citas de diferentes autores y autoras, además de algunas suyas. Y mientras hojeaba por encima las páginas encontré una que me llamó la atención: “Lo importante no es lo que han hecho de nosotros, sino lo que hacemos con lo que han hecho de nosotros”.

Estuve varios días leyendo una y otra vez la cita (de Sartre, por cierto) y me di cuenta de que la verdad se escurría entre ese puñado de letras como el jugo de una fruta madura cuando un niño la comprime entre sus inexperimentados dedos. Las verdades son como caudales y a decir verdad, dime tú qué somos si no el resultado de un puñado de consecuencias.

Entendí entonces que la importancia no se encuentra bajo el manto de circunstancias que usamos como excusas si no de la valentía esperanzadora que pone punto y seguido a cada pausa.

Y es que como bien dice, no somos la fruta madura que cae del árbol social y se pudre entre la multitud que simplemente, ha decidido dejarse llevar por el camino fácil. No, ni mucho menos. Somos, y debemos ser valorados por esto mismo, aquellos y aquellas que, empujados al vacío desde el acantilado más manipulador y cruel de todos, aprovechamos  lo poco que nos han dado para hacernos unas alas.

No es el prisionero que, saliendo de la caverna, se refugia en la excusa para justificar su ignorancia si no el curioso que armado de valor combate aquello que ha sido para encontrar la luz. Y puedo sospechar que en este caso la luz no es la idea de bien, como a Platón le hubiese encantado leer, si no algo mucho más grande, la idea del YO, del verdadero YO, ese que es libre por el simple hecho de pensar.

Imagino que maduramos precisamente en el instante que nos damos cuenta de que somos el producto de algo y entonces, decidimos soltarnos para ser lo que  realmente queremos ser, usando el pasado como punto de partida.

 

 

Recuerdo que en la tienda hay nuevas cositas maravillosas y que con mi codigo (Nido) tenéis descuentos. Ayudanos a crecer para que lleguemos muy muy lejos!!